El presidente de Perú pide no temer al referéndum para convocar una constituyente

Lima, 27 abr (EFE).- El presidente de Perú, Pedro Castillo, aseguró este miércoles que «no hay que tenerle temor» a la voluntad ciudadana al referirse a su propuesta de referéndum para convocar una asamblea constituyente y confió en que esta será aprobada por el Parlamento.

Castillo viajó a la surandina ciudad de Ayacucho para encabezar el VII Consejo de Ministros Descentralizado, dedicado a las demandas del selvático Valle de los ríos Apurímac, Ene y Mantaro (VRAEM), y en el lugar también hizo mención al proyecto de reforma constitucional presentado el pasado lunes al Legislativo.

«No hay que tenerle temor, ahí se expresará voluntariamente y libremente el ciudadano si quiere o no una nueva Constitución. Allí se expresará el ciudadano libremente sin ningún chantaje y sin ningún temor», dijo Castillo sobre el referéndum propuesto para ser realizado en octubre próximo, a la par de los comicios municipales en el país.

«Estamos seguros que el Congreso va a estar de lado del Perú profundo y estamos seguros que lo van a aprobar», expresó Castillo sobre el proyecto de ley que ha sido duramente criticado por las bancadas de oposición.

En ese sentido, el jefe de Estado consideró importante que se «asuma el clamor del pueblo» en los pasos que el proyecto seguirá en el Congreso para ser debatido y eventualmente aprobado.

Durante su visita al VRAEM, antes de llegar a Ayacucho, el mandatario exigió a sus ministros que atiendan las demandas de esta región sureña con «carácter de urgencia».

Castillo anunció la creación de una unidad ejecutora para inyectar recursos en el VRAEM con el fin de erradicar a los reductos de la banda armada Sendero Luminoso en la zona y a las mafias del narcotráfico asentadas en su bosque.

«El VRAEM no es un problema, es una posibilidad y creo que ha llegado la oportunidad de esta zona importante y productiva», añadió.

Igualmente, el Ejecutivo firmó un convenio con los Gobiernos regionales de Cusco, Huancavelica, Ayacucho, Apurímac y Junín, sobre los que se extiende el VRAEM, para disponer de horas de vuelo en las aeronaves de las fuerzas armadas para atender emergencias, realizar evacuaciones aeromédicas y trasladar ayuda humanitaria a sus localidades.

Comentarios
Difundelo
Permitir Notificaciones    OK No gracias