Exploran dos posibles áreas dentro de provincia Sánchez Ramírez para construcción de presa de cola de Barrick Pueblo Viejo

Santo Domingo, 11 abril – La empresa minera Barrick Pueblo Viejo estudia dos zonas dentro de la provincia Sánchez Ramírez para la construcción de la presa de cola donde se vertirán los restos de sus excavaciones y lograr el oro, la plata y el bronce que explota actualmente, informó el director de Minería.

Rolando Muñoz, explicó que la empresa iniciará los estudios en Sánchez Ramírez, y una vez concluidos los resultados la construcción de la presa de colas iniciará en los próximos seis meses.

“El Estado dominicano, junto a la empresa Barrick, estaba evaluando distintas alternativas para la construcción de una nueva presa de colas y así continuar las operaciones mineras con una producción estimada de alrededor de 800 mil onzas por año durante 20 años o más”, explicó.

En principio se tenía como mejor lugar la provincia de Yamasá, localidad que fue descartada, y ahora hay dos opciones que están muy cerca del entorno de las operaciones mineras, afirmó Muñoz.

La construcción tendrá un costo de inversión de alrededor de 1,300 millones de dólares, por lo que hay que hacer los estudios para que el lugar elegido tenga todas las condiciones geológicas estructurales y geotécnicas que la hagan segura.

El estudio de factibilidad social y ambiental será realizado por la Barrick, pero supervisado por el Gobierno a través del Ministerio de Energía y Minas, apuntó el funcionario en unas declaraciones que ofreció al matutino El Día.

El funcionario indicó que la construcción tiene un tiempo estimado de cuatro años, y las proyecciones son elevar los niveles de exportación entre 2,400 y 2,500 millones de dólares al año después de construida la presa.

“Además, se podrán generar entre 800 y 1,100 puestos de trabajo directos en la construcción de la presa durante un periodo de cuatro años, tiempo que se toma para concluirla”, manifestó.

Refirió que la minería en los últimos años ha aportado a la economía dominicana un 20 % de las exportaciones nacionales, y en los últimos 10 años, la industria minera ha aportado el 13 % del Producto Interno Bruto, lo que significa que esa infraestructura representará extender la vida útil del proceso de producción de oro, plata y cobre, argumentó.

Para la minera Barrick Gold es de vital importancia la construcción de una presa de colas, debido a que la que utilizan actualmente le queda poca capacidad para verter.

Sin embargo, han encontrado resistencia de la ciudadanía en su intención de construir una nueva en Cuance, una comunidad perteneciente al municipio de Yamasá, Monte Plata, que tiene cercanía con los terrenos que explota la empresa.

El Llagal es la presa que actualmente utiliza la Barrick Gold, la cual tiene una longitud de 1,832 metros, altura de 155 metros y capacidad para 25 millones de metros cúbicos de colas.

Colas o relave, es el nombre que reciben las piedras y los materiales ya procesados de donde se sacó oro, plata y cobre, los cuales se convierten en lodo y van a parar a un espacio represado para esos fines.

La negativa de las comunidades y los ambientalistas a que se construya una presa de colas, es por el argumento de que esto daña los ríos y el entorno. Sin embargo, la presidenta de la minera, Juana Barceló, defiende que para la empresa es de principal importancia el cuidado del medioambiente.

Actualmente la empresa Barrick Gold está en un proceso de expansión en el que invertirá US$1,400 millones. La prolongación de la minera sería hasta el año 2043 con proyección de extraer 800,000 onzas de mineral (oro, plata y cobre) por año.

Comentarios
Difundelo
Permitir Notificaciones    OK No gracias